enero 25, 2020

En el marco de la socialización de la Ley de Apoyo Financiero a los Sectores Productivos, el presidente Juan Orlando Hernández entregó más de 20 millones de lempiras en financiamiento del programa Crédito Solidario al emprendedurismo del país.

El mandatario entregó este respaldo económico durante un conversatorio con micro, pequeños y medianos empresarios sobre los beneficios de la Ley de Apoyo Financiero a los Sectores Productivos, que el Congreso Nacional aprobó la semana pasada a propuesta del Poder Ejecutivo.

La presidenta de la caja rural Unión de Productores de Caña del Sur (Uprocasur), Ligia Oseguera, que recibió financiamiento por 20 millones de lempiras, adelantó que “con este dinero vamos a construir la fábrica de azúcar de caña pulverizada”.

Asimismo, precisó que con este apoyo financiero “generaremos más de 1.000 empleos directos en nuestra caja rural”.

“Hemos tocado puertas y hasta ahora hemos encontrado respuestas a nuestra solicitud”, afirmó Oseguera, quien contó que “esperamos tres años para hacer realidad este sueño y estamos beneficiando a 173 productores de azúcar”.

“Hemos luchado para llegar a este momento. Hemos sido unos de los productores más golpeados por la naturaleza con el tema de la sequía. Sufrimos como no tienen idea, pero ahora nos hemos recuperado”, relató Oseguera.

Además, en el evento, que se realizó en Casa Presidencial, el mandatario entregó un financiamiento por 300.000 lempiras a la emprendedora Elsa Melisa Fajardo, quien tiene un negocio de comidas buffet.

Asimismo, entregó un financiamiento de 120.000 lempiras a Jhonny Castillo, de la Asociación de Artistas de la Pintura.

“Esta es una oportunidad única para emprender más en cuanto a la calidad de materiales que se utiliza en nuestros cuadros”, expresó Castillo.

Agregó que “esta es una extensión para poder salir adelante y nunca me imaginé este momento; no tenía la menor idea de que esto pudiera suceder y estoy agradecido por esta oportunidad que se me está brindando”.

El representante de la Caja Rural el Rincón de la Montaña de Azacualpa, Marco Antonio Domínguez, expresó que con Crédito Solidario recibieron 50.000 lempiras; “ahora hemos pagado hasta llegar a 120 lempiras” y “ahora tenemos trabajo para todos”.

De La Venta del Sur, el productor de chile Isaac Torres, quien comenzó con un préstamo de 50.000 lempiras de Crédito Solidario, indicó que a la fecha ha generado en su empresa 20 empleos.

Crear fuentes de empleo

Hernández, al detallar las bondades de la nueva ley, destacó que propuso esa iniciativa porque “me toca proteger al hondureño luchador que no ha tenido la oportunidad de trabajar”.

Exteriorizó que las historias de éxito de los emprendedores deben incentivar al resto de hondureños “para que puedan crecer y se motiven”.

Pagar puntual

El gobernante remarcó la importancia de pagar a tiempo los préstamos adquiridos con el Banco Hondureño para la Producción y la Vivienda (Banhprovi) y Banca Solidaria, pues es un efecto multiplicador para que más emprendedores se beneficien.

“Si ustedes fracasan, fracasamos todos; pero si les va bien, les garantizo que miles de hondureños van a querer hacer lo que ustedes hacen”, afirmó Hernández.

El titular del Ejecutivo advirtió que “dinero que les presten hay que pagarlo. Entre más préstamos se coloquen, más empleos generaremos”.

Bondades

La nueva ley busca la apertura del sistema financiero para que los créditos fluyan a través de microfinancieras, cooperativas y cajas rurales, entre otras instituciones.

Asimismo, que se ofrezcan facilidades para que las nuevas empresas que se creen en los próximos 12 meses no paguen el Impuesto Sobre la Renta (ISR) durante tres años.

También se busca lograr la simplificación administrativa con el fin de eliminar todos los trámites innecesarios que dificultan la apertura de una empresa.

En el nuevo esquema de acceso al crédito se crea una plataforma incluyente que facilita el financiamiento para capital de trabajo y capital de inversión a tasas que van desde el 1% mensual (solamente un 12 % anual).

Se incluye la facilidad de requisitos como copia de tarjeta de identidad, dirección para localizarlo y tener una atención personalizada con acompañamiento y asistencia técnica en el diseño de su plan de negocio e identificar el monto requerido de su crédito.

A la fecha Crédito Solidario atiende a los microempresarios que van con demandas de crédito desde 1.500 hasta 300.000 lempiras.

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *