diciembre 4, 2020

Tegucigalpa.- El obispo auxiliar de San Pedro Sula, norte de Honduras, Rómulo Emiliani, advirtió en las últimas horas que si en el país no se logra un “diálogo profundo”, dentro de un año podrían ocurrir enfrentamientos violentos y dijo estar contento por la presencia de la Organización de Estados Americanos (OEA) en el diálogo propuesto por el Gobierno que preside Juan Orlando Hernández.

“Creo que de aquí a un año, si no hay un diálogo profundo, probablemente tengamos enfrentamientos violentos”, indicó el religioso a periodistas de SPS, la segunda ciudad más importante de Honduras.

Emiliani, quien ha sido mediador en varios conflictos internos en el país centroamericano, principalmente con pandilleros, señaló que aunque Honduras escapó de una guerra civil, en el futuro se podría dar un enfrentamiento armado.

“Es el momento de dialogar todos. Necesitamos escucharnos todos, respetarnos y atendernos, en la vida todo se puede negociar, menos la fe y la moral”, recalcó.

En su opinión, el movimiento “Oposición Indignada”, debería sentarse a la mesa para tratar sobre su exigencia de instalar en Honduras una Comisión Internacional Contra la Impunidad (CICI), porque es “lamentable” que haya “grupos polarizados”, que solo pueden desembocar en violencia.

“Todo radicalismo al final termina en violencia, el fanatismo religioso, político, deportivo y racial siempre acaba en guerras, al final quien pierde es la humanidad. No podemos darnos el lujo en Honduras de polarizarnos tanto y darnos las espaldas unos a otros”, acotó el sacerdote.

La OEA, designó para el diálogo que promueve el Gobierno, el experto chileno John Biehl del Río, quien llegó al país junto al secretario de esa organización, Luis Almagro.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *