Tegucigalpa, Marzo de 2014. El alcalde de Tegucigalpa, Nasry “Tito” Asfura, ordenó un estudio para buscar la fluidez vehicular en la capital, principalmente en las horas pico y de esta forma evitar un gasto excesivo en combustible.

El anuncio lo hizo Roberto Zablah, en su condición de gerente de Infraestructura de la alcaldía de Tegucigalpa, quien dijo que muy pronto se estará viendo el cambio en las principales vías de la ciudad capital.

Y es que en las horas pico, el tráfico vehicular es insoportable por su densidad en distintos sectores de la capital donde diariamente circulan al menos 400 mil vehículos. “El alcalde Nasry Asfura ordenó a un grupo de técnicos de la comuna trabajar en un plan para descongestionar el pesado tráfico en la ciudad con el fin de hacer menos denso el tráfico vehicular, principalmente en las horas con mayor afluencia de automóviles”, explicó Roberto Zablah.

El parque vehicular en la capital hondureña crece hasta en un 10 por ciento anual, según datos de la DEI, lo que conduce a que por mucho que intenten hacer las autoridades,  la circulación fluida es casi imposible. En la última década, el tráfico vehicular se ha convertido en un dolor de cabeza permanente. En un día normal, un auto tarda por lo menos una hora o más en desplazarse desde el centro de Tegucigalpa hasta cualquier punto de la ciudad.

En ese sentido Roberto Zablah explicó que las medidas incluirán el ordenamiento del transporte público, al tiempo que pronunció que estudian el uso de las vías que utilizará el Trans-450, para que puedan ser aprovechadas por vehículos livianos. “Quiero recalcar que el Trans-450 inicia su operación hasta febrero o marzo del 2015”, dijo el funcionario quien además anunció que se construirán entre ocho y nueve puentes a desnivel, pero que los detalles serán anunciados por el propio alcalde de Tegucigalpa.

Zablah agregó que en caso de utilizar las vías del Trans-450, no se pone en riesgo la obra gris, porque está construida con concreto hidráulico de 28 centímetros, bajo las más estrictas normas internacionales.

Por: Roque J. Galo

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *