Seis personas fueron acribilladas en la comunidad de Rio María después que un grupo de individuos que se conducían en varios vehículos y cubiertos sus rostros con pasamontañas, atacaran a balazos la gasolinera del sector que se encontraba cerrada en esos momentos.

Los delincuentes se dirigieron a una vivienda en la que residía uno de los guardias de centro de ventas de combustible y sin mediar palabras dispararon en contra de la humanidad del celador Santos Abel Banegas y sus familiares.

Los fallecidos al instante al interior de la la vivienda responden a los nombres de Mariela Banegas (8) Efraín Banegas, Mario René Banegas y Eusebio Banegas, todos parientes y los heridos fueron trasladados al Hospital Regional Atlántida en la que extraoficialmente se informa de la muerte de otras dos personas.

Según testigos que se encontraban en la escena del crimen y que no quisieron identificarse por seguridad, la masacre se registro porque los dueños de la gasolinera se negaron a pagar el mal llamado impuesto de guerra.

Las autoridades policiales que se presentaron a realizar las primeras pesquisas informaron que tienen detalles de los presuntos autores del múltiple asesinato, sin embargo no brindaron mayores detalles para no entorpecer la investigación.

El Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (OV-UNAH), contabilizó 111 masacres el año pasado.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *