Tegucigalpa.- El cadáver de un supuesto comerciante fue encontrada la mañana de este lunes metido en un saco color rojo, en la colonia la Torocagua de Comayagüela, ciudad gemela de Tegucigalpa.

El cuerpo de la víctima fue dejado a una cuadra de la planta de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE), y junto a su lado le dejaron una nota con la leyenda que decía: “Así quedan por robarle a los Chirizos”.

El ahora occiso, fue identificado como Alex Antonio López, de 24 años de edad quien según las investigaciones trabajaba en un negocio familiar en el mercado Zonal Belén.

Según el Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (OV-UNAH), en el país se registran 79.9 muertes violentas por cada 100 mil habitantes.

Por: Edwin Ordóñez

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *