Tegucigalpa.- Un despachador de buses “rapidito”, fue ultimado la mañana de este viernes por varios desconocidos en la terminal de la colonia Cerro Grande en Comayagüela, Ciudad gemela de Tegucigalpa, capital de Honduras.

Amigos que llegaron hasta el lugar del suceso, identificaron a esta persona como Ángel Armando Ortez.

El hecho ocurrió esta mañana cuando la víctima realizaba sus labores cotidianas y de repente llegaron dos desconocidos quienes sin mediar palabra le dispararon a quemarropa.

El despachador de buses laboraba en la terminal de buses de la ruta Cerro Grande – Sosa, según información policial.

Testigos, manifestaron que los homicidas llegaron al lugar fuertemente armados buscando directamente a la víctima.
Elementos de la Policías Nacional resguardan la escena del crimen en la que se presume que el hecho sangriento fue porque el infortunado no había cancelado el impuesto de guerra.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *