Representantes de la Confederación de Pueblos Indígenas de Honduras (COPINH), realizan una protesta frente a Casa de Gobierno para reclamar que se esclarezca por completo la muerte de Berta Cáceres.

Los manifestantes burlaron la seguridad de la zona y se apostaron frente al palacio de gobierno por lo que los elementos de la guardia de honor presidencial procedieron al desalojo que se convirtió en una batalla entre los dos grupos.

Inmediatamente se instaló un fuerte retén policial, a razón de no dejar pasar la protesta hasta el portón principal de la casa presidencial.

“Mire la realidad de las cosas es que nosotros nos hemos planteado al frente de Casa Presidencial como personas que tenemos solvencia moral, honradas y que estamos en pleno siglo 21, pero imagínese que los oficiales aquí de la guardia presidencial dan órdenes a que nos golpeen, nos toleteen, nos gaseen, inclusive hasta los mismos oficiales tirando piedras, cuando dice Juan Orlando Hernández Alvarado que tiene un ejército profesional, educado que respetan los derechos humanos y entonces ¿a dónde están?”, manifestó uno de los miembros del COPINH, que no dio su nombre por razones de seguridad.

El motivo por el que estas personas realizan sus reclamos, es porque alegan que además de los cinco supuestos implicados en este asesinato, existen otros autores intelectuales y que deben también ser presentados ante la justicia.

“Nosotros queremos denunciar que si algún compañero o compañera del COPINH aparece asesinado, va a responsabilidad del señor Juan Orlando Hernández, porque lo que nosotros pedimos es un esclarecimiento del vil y horrendo asesinato de la compañera Berta porque sabemos que hay autores intelectuales de alto poder económico y político detrás de este asesinato”, siguió diciendo el protestante.

No se les permite el paso hasta los portones de Casa Presidencial ya que los miembros de la policía mantienen el retén en un constante enfrentamiento entre ambas partes, entre gas lacrimógeno y piedras, ya que los miembros del COPINH dicen que permanecerán ahí hasta que el Presidente de la Republica los atienda.

“Este señor de la policía me decía que entrara solo yo, ¿cómo voy entrar? si yo sé que los policías son asesinos, para que me desaparezcan, porque estos lo único que promueve es la cultura de la muerte, nosotros hablando con la policía no hacemos nada, queremos hablar con el presidente y aunque nos gaseen, nos golpeen y aunque quiera echarnos todos los batallones de aquí no nos vamos a mover”, expresó el miembro del COPINH.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *