octubre 21, 2020

La Oficina Regional de ICF en Francisco Morazán, en coordinación con La Oficina Presidencial de Economía Verde (OPEV) a través del Proyecto ADAPTARC+, continúa realizando actividades de reforestación en zonas de importancia hídrica para el “Corredor Boscoso de Central de Tegucigalpa”. Ya son más de 20 jornadas de plantación en el Parque Nacional La Tigra, el cual provee aproximadamente el 30% (950 litros por segundo) del agua del Municipio del Distrito Central y es la principal fuente de agua de los Municipios de Cantarranas, Valle de Ángeles y Santa Lucía.

Durante el presente año la zona de amortiguamiento en el PNLT fue severamente afectada por los Incendios Forestales durante el verano. Sin embargo las Comunidades de la Aldea de Cofradía han reaccionado de forma ejemplar y junto al Instituto de Conservación Forestal (ICF) y el Proyecto AdaptarC+, han realizada jornadas de capacitación en protección forestal y han plantado a la fecha más de 30 mil plantas de Pino y Liquidámbar.

Está actividad fue llevada a cabo con la participación de los jóvenes del grupo RENACER, Fundación AMITIGRA y la Junta de Agua El Cerro, de la Aldea de Cofradía. Destacando que la zona en donde se han llevado a cabo las plantaciones son de vital importancia para al menos 5 comunidades que representan a más de 4000 personas que habitan en la zona.

Así mismo han sido fundamental los convenios logrados entre el ICF y las Empresas madereras SANSONE y LAMAS, las cuales han aportado las plantas necesarias para recuperar estas zonas dañadas por Incendios y Plagas Forestales.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *