Tegucigalpa.- Varios motoristas del transporte urbano “rapidito”, realizaron un plantón la mañana de este jueves en las afueras de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), para exigirle a las autoridades de Transporte la devolución de unos 30 automotores que están decomisados.

“La verdad es que no es una protesta en forma general, lo que nosotros andamos buscando es que las autoridades del transporte nos entreguen 33 unidades que están decomisadas en los Cobras” dijo unos de los protestantes.

El entrevistado dijo que la manifestación será de forma permanente si las autoridades de la Dirección General del Transporte no les regresan sus unidades de trabajo.

La DGT realizó operativos con el fin de sacar de circulación a una gran cantidad de buses brujos, que circulan en toda la capital de Honduras.

Por: Edwin Ordóñez

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *