Tegucigalpa.- Alrededor de mil 500 millones de lempiras les adeuda la Secretaría de Salud a varios proveedores desde el año 2005 a la fecha por el abastecimiento de medicamentos e insumos médico-quirúrgico.

Sin embargo, el presidente de la Comisión de Presupuesto del Congreso Nacional, Francisco Rivera, advirtió que esa dependencia del estado no autorizará el pago de ni un solo centavo a los proveedores mientras el Tribunal Superior de Cuentas (TSC) no certifique esa millonaria deuda.

“Esa deuda a proveedores no nos gusta, no la creemos confiable, aquí hay gato encerrado, hay mano peluda”, señaló el congresista al verificar la inmensa cantidad de dinero que dejaría al borde del colapso al ente sanitario.

Por su parte la ministra de Salud, Yolani Batres, aclaró que actualmente la en el ente que ella rige, ya no hace trato ni ninguna negociación con proveedores de medicamentos porque esto se hace a través de Las Naciones Unidas.

“Desde el mes de enero se mantiene un convenio para ratificar la transparencia en la compra de medicamentos para dotar a todos los hospitales públicos, entre los suscriptores del documento, están el Fondo de Población de las Naciones Unidas, banca privada hondureña, y Organizaciones No Gubernamentales (ONG’s) e iglesias”.

No obstante, Batres reveló que hubo algunos ex ministros de salud que no dejaron información, que sustenten las compras “ni rastros ni hullas de algunas transacciones”, sentenció.

Por: Edwin Ordóñez

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *