Tegucigalpa.- La ex modelo, Ilse Molina quien es señalada de haber estafado al Instituto Hondureño de Seguridad Social con 9.2 millones de lempiras, rompió el silencio ante los medios de comunicación y aseguró ser inocente de los que le adjudican.

La entrevistada explicó que al momento que la fiscalía realiza la incautación de su vivienda ubicada en el Portal del Bosque, ella se encontraba fuera del país debido a que su hija presentaba un crítico estado de Salud.

Asimismo, Molina dijo sentirse traicionada por los socios de la mencionada empresa, porque aprovechando que ella presentaba el problema de salud, se apersonaron a la fiscalía a inculparla y a dejarle la responsabilidad total de las funciones de Insumedic.

“Ellos vinieron y se fueron de testigos protegidos y fueron a inculparme y a darme toda la responsabilidad de esto”, lamentó la ex palillona del Instituto Central Vicente Cáceres (ICVC).

Además, aclaró que la empresa Insumedic en el año 2013 entregó el producto al Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), lo cual demostrara en los próximos días.

“El primero de octubre hasta el 13 de diciembre de 2013, se entrega este producto, por lo cual se para la empresa, porque no le pagan entra la interventor y no le sacan pagos a la empresa (Insumedic)”, argumentó.

Molina reiteró que el IHSS tiene deudas con ella y que no es algo inventado, “porque esta entregado, yo tengo deudas con proveedores donde a mí se me está cobrando, tengo cerradas las puertas, donde yo no puedo seguir con las actividades”, sentenció.

Asimismo, señaló que ella no podía continuar al frente de la empresa que proveía productos al IHSS, porque estaba en riesgo la vida de su hija, lo que la obligó a viajar fuera del país.

Por: Edwin Ordóñez

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *