Los terroristas del Estado Islámico decapitaron a 9 milicianos kurdos, tres de ellos, mujeres, en otra muestra de brutalidad y violación a los derechos humanos. El sanguinario hecho ocurrió en las cercanías de la ciudad de Kobane, también conocida como Ayn Arab, en Siria.

La información fue difundida según Fox News por el Observatorio de los Derechos Humanos en Siria. Las imágenes que acompañan esta noticia fueron difundidas por los terroristas, que murieron como consecuencia de los enfrentamientos. Las fotografías y los videos de las decapitaciones aún no fueron difundidas.

Muchas de las bajas de los soldados kurdos fueron producto de ejecuciones sumarias por parte de los terroristas; y muchos de los cuerpos presentan signos de haber sido torturados: a algunos de ellos les arrancaron los ojos y aparecen con un tiro en la cabeza.

Los combates en las proximidades de Kobani son incesantes y feroces; y el Estado Islámico está cerca de quebrar la resistencia kurda. El enclave kurdo en el límite norte de Siria está rodeado por los terroristas sunitas. Los fundamentalistas anunciaron que capturaron una colina desde donde asedian la última barrera de la ciudad. La caída de Ayb al Arab es inminente, señala el sitio International Business Times.

La ciudad de Kobane (Ayn al Arab) se encuentra en el extremo norte de Siria y a tan sólo 100 metros del límite con Turquía. Su caída implicaría no sólo un duro golpe contra el régimen sirio y los kurdos, sino que precipitaría la dilatada actuación del gobierno turco contra los terroristas sunitas del Estado Islámico.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *