Tegucigalpa.- “En el presupuesto contemplado para el año 2015 hay un incremento de la deuda pública interna y externa”, expresó a decana de la facultad de Ciencias Económicas, Administrativas y Contables, Belinda Flores, al referirse a la situación económica del país.

La deuda pública de Honduras en 2014 fue de 8,565.85, la cual está integrasa por deuda externa que se contabilizó en 5,423.36 millones y la deuda interna en 3,142.49 millones de dólares, según el informe publicado por la Secretaría de Finanzas (SEFIN). Al comparar estas cifras respecto al año 2013 presentan un incremento global de un 8% de la deuda, ya que para ese año el total era 7,881.87 millones de dólares, de acuerdo con el documento.

Este endeudamiento es preocupante ya que se mide en función al Producto Interno Bruto (PIB) y los planes financiero que planee el Gobierno para hacerle frente y evitar posibles consecuencias.

Efectos

“La consecuencia que existen es que si hay un Gobierno desordenado donde no hay un control del gasto y una programación para ir pagando no solamente los abonos al capital y también los intereses puede llegar a lo que han llegado algunos países en Europa como Grecia, que llegan a lo que se conoce como un “default” es decir que técnicamente un país quiebra”, expresó Flores.

Otra consecuencia, continuó, es que se cierran las puertas del crédito internacional y el país prácticamente no puede tener inversión pública de ningún tipo si no tiene financiamiento externo”.

La decana de la Facultad expresa que “se tiene que gastar mucho menos de lo que se tiene como ingresos para que tenga una balanza positiva en un futuro cercano porque en este momento no lo tenemos, pero si el déficit fiscal se ha contraído, se está disminuyendo”.

De acuerdo con Flores, lo que está haciendo el Gobierno es programando cuando tiene que hacer sus pagos y “hasta este momento el Gobierno ha cumplido con el servicio de la deuda”.

Medidas

Según Flores se debe “hacer lo posible para crear las condiciones en el sentido que vengan inversionistas extranjeros, al haber inversionistas extranjeros hay mayor crecimiento económico y si hay mayor crecimiento económico e inversiones hay más ingresos para el Estado, por el pago de tasa e impuestos y contribuciones”.

Afirma que esto le permitiría al Gobierno reducir la brecha de la deuda y poder hacer pagos extraordinarios a capital y terminar de cubrir su deuda, hasta en menos tiempo.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *