Tegucigalpa.- La criminóloga Arabesca Sánchez, apuntó que los centros escolares no se escapan de la situación de violencia que golpea el país y recordó que en 2003 se había creado una Policía Escolar que se derivaba de la comunitaria, pero desgraciadamente ese cuerpo parece que se abandonó y ahora se tiene la intención de derivar la seguridad escolar en empresa privadas.

Sugirió al Estado replantear su estrategia, porque no puede delegar una tarea que le corresponde en cuanto a garantía de seguridad de los hondureños.

Asimismo, señaló que el uso de la militarización escolar va en contra de las convenciones de niñez y adolescencia.

Por lo que recomendó que una buena medida será retomar el esfuerzo de la policía escolar, en dondese involucra el trinomio de estudiantes, padres de familia y autoridades de centros escolares. “Ese sería un mejor método de trabajo porque entra en la línea d la prevención antes de entrar en conflicto en áreas escolares”.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *