La Comisión Especial para el proceso Depuración y Transformación de la Policía Nacional aseguró que las acusaciones contra seis policías hondureños en los Estados Unidos, confirma que las decisiones que se han tomado se enmarcan en la objetividad, responsabilidad, rigor técnico y estricto apego a la ley.

La Comisión indico que ninguno de los seis oficiales señalados por la corte de Manhattan, gozaba de la confianza de este órgano de certificación, además detalló la situación de cada uno de los señalados.

El sub comisionado Mario Guillermo Mejía Vargas está suspendido de sus funciones, debido a que se encuentra en proceso de investigación y esta presuntamente vinculado con los asesinatos de Arístides González y Alfredo Landaverde.

El sub comisionado Carlos José Zavala Velásquez ya fue cancelado, por su parte el comisario Víctor Oswaldo López Flores no fue ratificado en su cargo y su proceso de investigación está abierto.

Los sub comisarios Ludwin Zelaya Romero y Jorge Alfredo Cruz Chávez serian cancelados este jueves y el inspector Juan Manuel Ávila Mesa no ha sido evaluado, debido a que los grados inferiores no se han sometido al proceso, pero se agilizará su investigación.

Omar Rivera integrante de la Comisión, sostuvo que no hay duda de que lostres oficiales activos serán cancelados.

“El procedimiento nos exige a evaluar su expediente, a tomar en consideración todos estos elementos que ahora tenemos,, para proceder de inmediato a su cancelación y ellos no se van a ir por reestructuración, evidentemente ellos están siendo sospechosos de cometer un crimen y allí aplica otro tipo de figura”, apuntó Rivera.

También indicó que la cancelación es parte de las acciones administrativas que les competen, sin embargo la institucionalidad del país actuará ante las inminentes ordenes de extradición.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *