Cuando pretendía sembrar un árbol, un hombre del barrio El Guay de la aldea Urraco Pueblo, se llevó con la enorme sorpresa de encontrar un pozo de supuesto petróleo.

Se trata de Darwin Manzanares, quien descubrió el pozo mientras cavaba para sembrar una mata de plátano en el patio de la casa.

“Él estaba cavando el agujero para poner la planta, cuando observó que la pala salió goteando un líquido negro con olor a gasolina; nos llamó y nos dijo que podría tratarse de petróleo”, comentó su padre Benigno Manzanares.

Según otras personas del lugar, el líquido negro presenta las características de ser petróleo, pero hicieron un llamado a expertos a que visiten el lugar para que hagan las pruebas correspondientes para comprobar si se trata de este tan preciado “oro negro”.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *