El mensaje de la iglesia católica en su homilía dominical a cargo del párroco Carlos Rubio, cuestionó al gobierno de Porfirio Lobo Sosa por aplicar un fuerte paquete de medidas fiscales al final de su administración, las que causarán un grave daño en la mayoría de los hondureños.

El Sacerdote, vicario de la Iglesia Catedral de Tegucigalpa, señaló que es vergonzoso que se recuerde a un mandatario porque no hizo nada más que aplicar impuestos a los más pobres.

“Que bueno que se diga, pasó a hacer el bien porque Dios está con él, esa es la tarea de todo cristiano, de todo hondureño, actuar haciendo el bien, que triste es que se diga al final de nuestra vida, pasó sin pena ni gloria o pasó haciendo el mal”, agregó Rubio.

Llamó a las nuevas autoridades a actuar con equidad, a trabajar para hacer obras en favor de todos los hondureños, “ojalá que podamos ver muchas obras y oportunidades a favor del pueblo” expresó el religioso.

Las nuevas medidas impositivas aprobadas en el actual gobierno entre las que destaca el aumento del 12 al 15 por ciento al impuesto sobre ventas, han generado una escalada ascendente en el precio de los productos (la mayoría de consumo popular), lo que produce un efecto negativo, sobretodo en las clases de menos recursos económicos, quienes cada día ven reducidos sus ingresos para sostener a sus familias.

“Hermanos y hermanas, el Señor a través del evángelio nos da un mensaje claro para todos los que somos cristianos y para todos los hondureños, para las autoridades presentes y futuras, promover el derecho y la justicia, la equidad, la igualdad, hacer justicia sin vacilaciones, sin quebrantos de claudicación alguna” finalizó el padre Carlos Rubio.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *