Tegucigalpa, 21 de junio. El presidente Juan Orlando Hernández sostuvo hoy varias reuniones con diversos sectores de la sociedad, la Iglesia Católica, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la Organización de Estados Americanos (OEA), que respaldan que el Diálogo Nacional por la Educación y la Salud convocado por el Poder Ejecutivo es la ruta para la solución de las divergencias sociales y la búsqueda del bien común.

Los diferentes sectores convocados manifestaron estar de acuerdo en el derecho a la protesta pacífica, pero rechazaron los actos de violencia y los saqueos al comercio que se han suscitado.

A la vez reiteraron su respaldo al mandatario para que se continúe con el proceso de fortalecimiento institucional de la Policía Nacional de Honduras.

Las reuniones con diferentes sectores permitieron intercambiar ideas para encontrar propuestas que coadyuven a superar la problemática del país, luego de que desde hace más de un mes la junta directiva del Colegio Médico de Honduras y un sector de la dirigencia magisterial convocaran a una paralización en ambos sectores.

El titular del Ejecutivo se reunió con altos jerarcas de la Iglesia Católica, entre ellos los padres Germán Cálix, Javier Martínez y Juan Ángel López.

Asimismo, con diversos organismos defensores de los derechos humanos y el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos de Honduras, Roberto Herrera Cáceres; la secretearía de Derechos Humanos, Karla Cueva; la canciller de la República, María Dolores Agüero, y representantes del Consejo Nacional de Defensa y Seguridad.

Además, la representante del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, María Soledad Pazo; el representante del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y coordinador residente del Sistema de la ONU; Igor Garafulic, y la representante de la OEA, Claudia Barrientos

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *