Antes de finalizar el rezo del Ángelus en el Palacio Apostólico del Vaticano este domingo 28 de febrero, el Papa Francisco ofreció un consejo a los fieles congregados en la Plaza de San Pedro para vivir con fruto el camino de Cuaresma: “Un ayuno de chismorreos y murmuraciones”.

“Deseo a todos un buen camino en este tiempo de Cuaresma. Y os aconsejo un ayuno, un ayuno que no os hará pasar hambre: ayunar de chismorreos y murmuraciones. Es un modo especial. En esta Cuaresma no hablemos de los demás, no chismorreemos. Y esto lo podemos hacer todos, todos. Es un buen ayuno, este”, dijo el Papa

“Y no olvidéis que también será útil leer cada día un fragmento del Evangelio, llevar un pequeño Evangelio en el bolsillo, en la bolsa, y tomarlo cuando se pueda, cualquier fragmento. Esto hará abrir el corazón al Señor”, concluyó.

Related Posts

  1. Angel Ortiz says:

    Muy bueno el mensaje que brindo el papa Francisco a las personas, ya que en estos momentos de cuaresma es importante la oración, el ayudo y las obras de caridad. Estos tiempos es de ponerlos en la predencia de Dios, volver a el si es que nos hemos alejado y hacer todo lo que el nos manda, como ser: ayudar al projimo, amar al hermano, perdonar, orar, ayunar y estar en prencia de él, algun muy hermoso es que Dios nos ama y su amor es infinito y el nos da la oportunida de volver donde él y para esto es este tiempo. Vimanoslo en familia y de la mejor manera posible. Oremos para que esta peandemia acabe y que todo lo que venga sea para mejor de nuestras vidas y del país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *