Tegucigalpa.- A criterio de la Coordinadora de Programas Técnicos y especialista en psicología de la Dirección de Niñez, Adolescencia y Familia-DINAF Lesby Aldana, es de suma importancia “acompañar a los niños y niñas ante el proceso de duelo que deja el COVID-19” por la pérdida de un ser querido.

En ese sentido, Aldana hace un llamado a los padres, madres de familia, personas responsables del cuidado de un menor de edad, y población en general, de hacer uso de estrategias o desarrollar actividades con las niñas y niños para ayudarles a sobrellevar la etapa del proceso de duelo, que particularmente está dejando la pandemia por COVID-19 en muchos hogares hondureñas.

El acompañamiento de un especialista ya sea un psicólogo, psiquiatra o educador que pueda ayudar a desarrollar la etapa del duelo junto con los niños y niñas, permitirá a las familias superar la situación, dijo la especialista.
Agregó, que “el duelo es un proceso normal y natural” que mediante el uso de un lenguaje sencillo se le debe explicar a los niños y niñas, para que puedan aceptar y adaptarse a la perdida que atraviesan.

Algunas de las manifestaciones que se presentan durante el proceso de duelo, en el ámbito físico cognitivo pueden ser cansancio, fatiga, inquietud, agresividad, en torno a la parte emocional, se pueden manifestar sentimientos de enojo, culpa, tristeza, ansiedad, entro otros.

Aldana destacó cuatro áreas fundamentales en las que se puede apoyar a los niños y niñas, que son en el aspecto emocional, físico, social y material.

Primero, se debe trabajar en la aceptación de la realidad, de la perdida, donde mediante una carta de despedida se puede escribir junto a las y los niños, los pensamientos que se tienen acerca de la persona que acaba de fallecer, y cuáles son los cambios que se generarán a partir de su ausencia, “para poder hacer un balance de que la vida continua y de que a nuestro ser querido le encantaría ver cómo podemos avanzamos” añadió la experta.

En segundo lugar, como parte del proceso es importante elaborar las emociones relacionadas con el duelo, es decir, identificar con los niños y niñas a través de dibujos, palabras, o actividades como escuchar música, colorear, conversar con alguien en quien se tiene confianza, sobre cómo se siente.

Para elaborar las emociones relacionadas con el duelo, también se pueden realizar actividades como la del reloj de las emociones, que consiste en identificar a qué hora del día se siente más o menos triste el niño o la niña, así como a qué hora aparecen los recuerdos recurrentes de la persona de la persona fallecida, para poder determinar el grado de dolor que le está causando.

En tercer lugar, es recomendable realizar actividades para adaptarse a la vida sin el ser querido, expresando mediante una carta o dibujo según sea la edad del niño o niña, sobre lo que se ha compartido y cuales son los recuerdos que más predominan “sobre esa persona que amó y seguirá amando a pesar de que físicamente no está” indicó Aldana.

Finalmente, se habla de la recolocación de emociones, de poder identificar como se siente el niño o niña a partir del momento que se está trabajando en el proceso de duelo, que cosas tenía en común con el ser querido, y cuáles de ellas seguirá realizando para recordarle.

“Podemos recolectar las emociones que tuvimos con nuestros seres queridos y seguir viviendo los recuerdos más bonitos, y expresarlos mediante actividades que desarrollábamos juntos” sugirió la especialista.

Concluyó diciendo que la etapa de la infancia es donde el niño o niña alcanza su mayor desarrollo tanto físico como emocional, por lo que subrayó en la importante de ayudarles a cerrar ciclos en esta etapa, para contribuir en el desarrollo de la vida adulta.

Related Posts

  1. Génesis Arelis Mendoza Gonzales says:

    Sabemos muy bien que muchos niños en este tiempo de pandemia pues han perdido a sus padres quedando así llenos de tristeza y pues brindarles un aliento de motivación y alegría sería lo mejor.
    No permitamos que el dolor y la angustia se sigan apoderando de nuestros niños.

  2. Gloria Pérez says:

    Definitivamente es un proceso demasiado fuerte, para todas las personas. Pero sin duda para los niños a los que el covid les quito un papá o una mamá.

  3. Darlin González says:

    Es doloroso ver a niños que quedan sin sus padres, es muy triste debido a la situación que eata atravesando el mundo pero.. Pronto acabara esto o al menos hay que tener esperanzas.. De que asi sera.. Muchos ya no aguantamos esto.. Queremos volver a nuestras actividades diarias..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *