A pesar de su corta edad Russel Garay Bautista, es una de las mentes maestras que aportó su conocimiento y expertis político para lograr que después de 23 años, la alcaldía capitalina fuera entregada por el Partido Nacional y pasara a convertirse en otra victoria contundente de libre en el actual proceso electoral.

Pese a tener solo 29 años, cuenta con una amplia trayectoria a nivel académico y profesional: es especialista en políticas públicas, luego de haber obtenido una maestría en políticas públicas en la universidad de Oxford en Inglaterra, catedrático universitario y político hondureño.

¿Russel, quien le solicitó la renuncia de la candidatura a la vice alcaldía de la capital?

Realmente mi renuncia a la vice alcaldía de la capital no fue una solicitud de alguna autoridad, ya que al ver que la configuración de la oposición llamaba a una unidad para poder derrotar al partido nacional yo me comuniqué con Jorge Aldana, le dije que estaba dispuesto a renunciar en aras de lograr acuerdos con el partido Salvador de Honduras.

¿Cuánto costó lograr la alianza en la capital?

Toda la campaña tuvo un trabajo estratégico para posicionar a Jorge Aldana como la figura que realmente representa los anhelos de los capitalinos para trascender la forma de organización y la forma de gobernar de los nacionalistas, sin embargo; había bastantes ataques entre opositores que a pesar de que no estaban en la altura de Jorge como candidato traían los “bots” y no permitían consolidar el voto de la oposición, por lo que llegamos a la conclusión que si no hacíamos este tipo de acuerdos, difícilmente se iba a poder lograr la alcaldía.

¿De donde es originario Russel?
Yo vengo de una familia de orígenes humildes, mi madre nació en una pequeña aldea del municipio de Gualcinse en el departamento de Lempira y se propuso el reto de venir a la capital y ponernos a estudiar. Sin embargo, lo que marco mi vocación al estudio, mi formación y querer aspirar a un mejor país fue el golpe de estado de 2009, cuando apenas era un estudiante de 18 años sacando cursos en Infop ya que no podía estudiar en la universidad porque no tenía los recursos para hacerlo.

¿Qué lo llevo a convertirse en consultor de políticas públicas?

El golpe me dio claridad de que había que hacer cosas, el trabajo con los movimientos sociales también me impulsaron a estudiar una carrera que fuera útil para mejorar la situación de los pueblos indígenas. Saque un préstamo y con muchos compromisos familiares y mucha gente que me ayudo logre graduarme de la carrera de derecho en Unitec. Tuve la fortuna de que al terminar la carrera comencé a trabajar con Naciones Unidas, que en aquel momento me convertí en el funcionario más joven de la Onu para América latina.

Posterior a esto, aplique a la universidad de Oxford, y ellos me eligieron para estudiar la maestría en políticas públicas. Tuve el financiamiento por dos vías; una fue a través del programa presidencial de becas 20/20 y la otra parte fue a través de una beca por parte de la universidad.

¿Cuáles fueron sus empleos al regresar de Inglaterra?
He venido trabajando en una empresa consultora, además; me dedico a dar clases en Unitec y la UNAH, tanto pre grado como post-grado, en áreas de ciencia política, administración pública, filosofía política y he sido consultor para organizaciones de sociedad civil y organizaciones internacionales como la ONU, Unión Europea y cooperación Alemana.

De igual manera produzco maíz y frijoles a muy pequeña escala.

¿Cuándo se incorpora al proyecto político de libre?

Yo me incorporé a Libre desde su fundación, para 2013 durante la campaña estuve trabajando en la parte de la información para las elecciones, desde el centro de cómputo, procesando actas que recibía el partido. Para 2017 ya fui parte de la comisión para el plan de gobierno con el equipo coordinador en propuestas de migración y seguridad y para el año 2021 me convertí en candidato y parte del equipo coordinador de campaña, en la coordinación de plan de gobierno para doña Xiomara y para Jorge Aldana.

¿Ahora que Libre ganó, que espera Russel?
Yo sigo trabajando en lo que el partido me solicite, por ejemplo; en este momento acompaño el trabajo de Xiomara para recibir información en la transición y también acompaño a Aldana en el proceso de transición.

Creo que la decisión que se va a tomar en enero, es una decisión que aún no se puede contestar, ya que yo no me metí al partido o a las elecciones aspirando a tener un puesto, lo único que quiero es serle útil a la gente, pero si hubiese una necesidad que hay que cumplir en el poder ejecutivo estaría dispuesto a asumir.

Tomado de STN-Noticias

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *