Tegucigalpa. El pastor general del Ministerio Internacional La Cosecha, Misael Argeñal, manifestó que las pruebas del año 2020 permitieron a los hondureños ser más fuertes en 2021.

El evangelista destacó el buen ánimo de los hondureños durante este año para comenzar con nuevas fuerzas a emprender para salir adelante de la crisis por la pandemia del COVID-19 y las tormentas tropicales Eta e Iota.

“La pandemia y los huracanes golpearon muy fuerte a nuestra gente, pero hemos aprendido el valor del amor, de la misericordia, del poder trabajar por el bien de las personas que sufren”, dijo Argeñal.

“Los grandes líderes de la historia han surgido en tiempos de crisis y es en esta etapa crítica de la pandemia y de los huracanes que ha surgido el emprendedurismo, nunca se había visto a tanta gente emprendiendo negocios, soñando, creyendo en el potencial que tienen”, destacó.

“Ha sido extraordinario ver a nuestra gente levantarse y emprender, cosa que surgió a raíz de la pandemia, la necesidad obligó a la gente a emprender”, agregó.

Fuertes
Al respecto, el predicador mencionó que las diversas pruebas permitieron a los hondureños no solamente levantarse, sino hacerlo con mucha más fuerza.

“Las pruebas nos transforman la vida, nos dan una enseñanza categórica para ser fuertes, valientes y poder enfrentarnos a lo que venga”, manifestó.

“Las pruebas son difíciles, pero buenas porque nos damos cuenta de qué estamos hechos”, finalizó.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *