El viceministro de Salud, Roberto Cosenza, es del criterio que la vacunación contra el COVID-19 y la influenza es una emergencia porque estas dos enfermedades están causando mucho daño a la población.

En las últimas semanas se ha reportado un importante incremento de contagios de ambos virus, lo que ha incrementado la afluencia de personas en los centros de triaje y hospitales.

Ambas vacunas se están aplicando en el país, aunque la de la influenza vence a finales del mes de enero y un nuevo lote ingresaría al país en marzo o abril de este año.

“Estamos diciendo que se están atendiendo las emergencias, pero en este momento la vacunación es una emergencia”, expresó.

“Actualmente tenemos una alza no solo de COVID-19, sino también del virus de la influenza, por lo que tenemos que vacunar a las personas que no lo hicieron el año pasado”, expresó.

“La vacunación es una emergencia porque la vacuna está salvando vidas y esa es la prioridad”, aseguró.

Personal

El funcionario lamentó que se esté despidiendo personal de salud que ha hecho frente en la primera línea contra el COVID-19.

“Sería lamentable que este personal no esté comprometido con la vacunación porque lo que reconocemos es que estas personas han dado el todo por el todo”, afirmó.

“Cuando inició esto de la vacuna, ya a las 4:00 de la mañana estaban en la metropolitana, preparando todo para poder desplazarse a la vacunación”, recordó.

“Este personal ha estado tan comprometido que no han visto horarios, han trabajado hasta los fines de semana para poder llegar a toda la población con la vacuna”, concluyó.

Tomado de STN-Noticias

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *