Tegucigalpa. Francisco Morazán. La Fiscalía Especial contra el Crimen Organizado en Tegucigalpa, con el apoyo de la Oficina Policial de Investigación Financiera (OPIF) de la Policía Nacional y TIGRES procedió hoy a hacer efectivos los aseguramientos de varios inmuebles que en la actualidad se encuentran en posesión de la familia del señor Ramón Matta, ciudadano hondureño condenado en el extranjero por el delito de narcotráfico.

La acción de aseguramiento, se ampara, entre otros preceptos jurídicos, en lo establecido en la Ley sobre Privación Definitiva del Dominio de Bienes de Origen Ilícito, particularmente en lo que precisa el artículo 11 de la Ley de Privación de Dominio, relacionado con las circunstancias en que procede la acción de privación definitiva, en ese sentido el numeral uno indica” Cuando se trata de bienes, productos instrumentos o ganancias que no tengan causa o justificación económica o legal de su procedencia u origen”.

También, “Cuando los bienes, productos, instrumentos o ganancias de que se trata provengan directa o indirectamente de actividades ilícitas, indistintamente si éstas se han realizado en el territorio de la República de Honduras o en el extranjero”.

Entre los bienes asegurados se encuentra una sociedad, de la cual son socios la familia de Ramón Matta, dicha sociedad se denomina GANADERIA VILLA NANCY S.A. por sus siglas GAVINASA, la que fue constituida en fecha 8 de junio de 1987. También se mencionan 13 bienes inmuebles, incluida una residencia en la colonia Los Ángeles de Tegucigalpa y dos lotes de terreno en la Colonia Lomas del Guijarro Sur también en la capital de la República.

Fiscales contra el Crimen Organizado son del criterio que la acción ejecutada el día de hoy se enmarca en Ley ya que, Ramón Matta, quien cumple en Estados Unidos de América una condena por delitos de criminalidad organizada, adquirió bienes de forma ilícita y éstos fueron puestos a nombre de sus hijos.

Los agentes de Tribunales señalan que “puesto que en las fechas de adquisición de los bienes, los hermanos Matta eran menores de 18 años, y por lo tanto no desarrollaban actividades comerciales que les generaran ingresos, de ahí la injustificación económica de ellos como Titulares en relación a los bienes”.

En el mismo orden de ideas, los fiscales sostienen que “alegamos que provienen de actividades ilícitas cometidas en el extranjero, porque si los titulares eran menores, los bienes fueron adquiridos por sus progenitores, constando que el señor Juan Ramón Matta fue condenado por actividades de narcotráfico que fueron realizadas desde la mitad de la década de los setenta y los años ochenta y la Colombiana Nancy Vasquéz (pareja de Ramón Matta) fue procesada en España por blanqueo de capitales en el año 1993.

Así mismo, la Unidad de Privación de Dominio de la Fiscalía Contra el Crimen Organizado a través de sus representantes sostiene que un bien ilícito por su origen no puede ser legalizado ni traspasado bajo ningún título, ni volverse lícito por el transcurso del tiempo, puesto que el Estado no puede dar protección Constitucional a la propiedad obtenida como producto de actividades ilícitas.

De la misma forma, los fiscales aseguraron la cantidad de quinientos mil dólares producto de una transacción llevada a cabo en España en el año 2004 de un bien inmueble que igualmente en aquel país fue colocado a nombre de algunos de los hijos de Ramon Matta cuando éstos eran niños por lo tanto el producto de la enajenación de ese bien de origen ilícito es perseguido por estar en una de las causales para la privación de dominio.

En el año 2004 un Juzgado de Extinción de Dominio de Bogotá, Colombia, declaró en comiso 52 inmuebles, 28 sociedades y 4 vehículos de la familia Matta que fueron adquiridos en aquel país en similares circunstancias que en Honduras.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *