El Gobierno de la República puso este lunes en marcha el nuevo modelo de seguridad aeroportuaria en los cuatro aeropuertos internacionales del país, con lo que se obtendrá un control migratorio en las aduanas aéreas, terrestres y marítimas.

El “Proyecto Biométrico Nacional” abarca los aeropuertos Toncontín en Tegucigalpa; Ramón Villeda Morales, en San Pedro Sula; Golosón, en La Ceiba y Juan Manuel Gálvez, en Roatán.

En comparecencia de prensa en la terminal aérea capitalina, el Gobernante hondureño anunció que “Honduras está dando un gran paso. Hoy estamos iniciando una nueva etapa en la seguridad de nuestras fronteras, empezando por los cuatro aeropuertos principales del país hasta migrar en los próximos meses a todos los puntos fronterizos, incluyendo terrestres y de igual manera marítimos”.

“En este momento en los cuatro aeropuertos internacionales del país entra ya en funcionamiento la operación con el nuevo Instituto de Migración”, dijo.

Agregó que “Atrás quedó la Dirección de Migración del país. Este nuevo Instituto (de Migración) cuenta con personal que ha pasado por un examen con estándares mínimos altos y de igual manera por las pruebas de confianza, para garantizar que nuestros oficiales de migración estarán siendo evaluados no solamente al inicio (de sus funciones), sino de manera periódica”.

Este modelo consiste en que el Estado tiene el control migratorio y la seguridad aeroportuaria con el propósito de brindar una mejor atención y calidad de servicios a los pasajeros nacionales e internacionales.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *