Tegucigalpa.- Un centro educativo privado del país que supuestamente es víctima del cobro del mal llamado impuesto de guerra, realizó una denuncia ante la Fuerza Nacional Antiextorsión (FNAE), para tratar de garantizar la seguridad de los alumnos y maestros del sector.

Según fuentes de la FNAE, el caso ya está en investigación para lograr dar con el paradero de las personas que hostigan a los propietarios de ese centro educativo y así proceder a su captura.

En lo que va de su fundación la FNAE, recibe alrededor de 20 llamadas de casos de extorsión donde han investigado y resuelto por lo menos siete casos de extorsión a centros educativos en todo el país.

Las autoridades aseguran que los casos de extorsión se han reducido hasta en un 70 por ciento, debido a la captura masiva de las personas que se dedican a cometer este ilícito y al bloqueo de los celulares en los centros penales.

Hace unos días la rectora de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) Julieta Castellanos, explicó que debido a la captura de las personas que comenten este tipo de ilícitos, la delincuencia está buscado otras formas de hacerse de dinero, por lo que han vuelto los asaltos bancarios en el país.

En lo que va de este año, los miembros de la Fuerza Nacional Antiextorsión (FNAE), han capturado mas de 55 personas acusados por el delito de extorsión.

Por: Edwin Ordóñez

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *