Tegucigalpa. El presidente del Colegio Hondureño e Economistas (CHE), Helmis Cárdenas, manifestó que para este 2021 se espera que el Producto Interno Bruto crezca (PIB) en un 2.5 por ciento.

 
En un 10 por ciento decreció la economía en el 2020, esto por los efectos del COVID-19, a lo que se sumó los desastres provocados por las tormentas tropicales Eta e Iota.
 
Los expertos en materia económica consideran que para que Honduras vuelva a tener el crecimiento que reflejaba antes de la pandemia, tendrán que transcurrir entre 8 y 10 años.
 
“Ojalá pudiéramos crecer más, pero es una posición bien optimista y está sujeta a que se cumplan varias condiciones”, dijo.
 
“En la economía hay muchos sectores que están a medio tiempo, están a medio vapor, hay sectores que todavía no se han reactivado y esto va influyendo en que el crecimiento económico sea bajo”, añadió.
 
Aseguró que “mientras no haya una vacuna no va a haber una reactivación económica amplia y efectiva, y eso dificulta el tema del crecimiento”.
 
Añadió que “este es un año político y sabemos que hay muchos inversionistas que están con incertidumbre de que pueda desatarse luchas internas e inestabilidad, entonces disponen posponer sus planes de inversión”.
 
“Lo que necesitamos es que la reconstrucción avance, que la inversión pública se realice con celeridad”, indicó Cárdenas.
 
Crecimiento
 
En ese sentido, el economista expresó que “es difícil prever, pero yo pensaría que el crecimiento para este año podría andar en un 2.5 por ciento, esto por lo que podemos ver hasta ahora”.
 
Consideró que “esto lo podemos lograr si el sector externo se reactiva bien, que las exportaciones se mantengan, el precio del café, las remesas, todos esos factores tienen que influir para que se de ese crecimiento”.
 
Además, es del criterio que para tener un crecimiento paulatino en la economía, se deben dirigir financiamientos a los sectores que lo requieran.
 
“Necesitamos apoyo a la micro, pequeña y mediana empresa, que se agilicen los temas financieros, pero también necesitamos acompañarlas porque es problema endeudarse y no tener para pagar”, expresó.
 
“El financiamiento tiene que ir acompañado con una reactivación del mercado, incluso con una capacitación interna para mejorar la capacidad productiva, incluso la tecnología”, finalizó.
 

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *