La ex ministra de Salud, Elsa Palou, sugirió que ante un probable brote de cólera en Santa Cruz de Yojoa, Cortés, urge un cerco epidemiológico en la zona.

Trascendió que el Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager) se reunió ayer de emergencia para investigar esa situación y confirmar o no la presencia del cólera en ese sector. En 1991 apareció por primera vez esa epidemia en Honduras.

En ese sentido, Palou dijo que “el cólera significa higiene y servicios de agua deficientes, es una enfermedad bacteriana que se adquiere por la ingesta de agua y alimentos contaminados, poco aseo de manos y poca higiene en general”.

“El cólera se manifiesta por diarreas con un olor como a pescado, con un color blanquecino y en caso de vómitos se empeora la situación”, precisó.

“Al respecto, el manejo debe ser a base de hidratación con líquidos endovenosos y en mucho caso es necesario usar algunos antibióticos”, agregó.
Consideró “importante investigar las fuentes de agua en Santa Cruz de Yojoa y que está pasando con las mismas, porque eso significa agua contaminada”,

“Entonces, si hay alguna fuente que nutre de agua a varios barrios, colonias y aldeas, se podría tener una gran cantidad de casos de cólera”, analizó.

Reiteró la experta “la importancia de hacer los cercos epidemiológicos y tratar de encontrar la fuente que puede estar contaminada”,

Dedujo que “las tormentas tropicales Iota y Eta que ingresaron al país en noviembre anterior pudieron haber influido en ese rebrote, pero pocos días después de las inundaciones”.

“Pero si esos huracanes destruyeron las tuberías de agua potable o tuberías de aguas negras y no han sido reparadas, entonces es posible que tengan que ver esas tormentas en el surgimiento del cólera”, afirmó.

“El cólera ataca a todas las personas, pero los más débiles ante esa enfermedad son los niños porque se deshidratan más fácilmente”, finalizó.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *