Tegucigalpa.-El decano de la Faculta de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), Marco Tulio Medina, descartó hoy que la recién nacida haya fallecido por mala praxis médica por parte de un estudiantes.

Según el experto, el incidente se dio por un caso de Chikungunya neonatal y no por mala praxis médica como denunció la madre a los medios en fechas anteriores.

La madre dijo que cuando ella inició su labor de parto, un médico le cerró las piernas, lo que habría provocado asfixia y daños severos en el recién nacido.

Sin embargo, Medina aseguró que al momento que la madre llegó al Materno Infantil, presentaba una fiebre de 39.5 grados centígrados y una erupción cutánea que hizo sospechar inmediatamente a los médicos en la posibilidad del Chikungunya.

“Posteriormente la madre inicio su labor de parto, se le condujo el parto mediante de la aplicación de la sustancia que se llama oxitocina y fue llevada ya cuando la madre estaba a punto de tener en una dilatación que llamamos 9 y 10 es cuando el niño nace”
Según el entrevistado, la bebé nació con un sufrimiento fetal a consecuencia de la infección de la madre, es decir había meconio y posteriormente la niña en los siguientes días tenía una infección severa y una neumonía lo que la llevo a la muerte.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *