San Pedro Sula El viceministro de Salud, Roberto Cosenza, manifestó este día que ante la llegada del huracán Eta, Honduras tiene preparado el Sistema de Salud ante cualquier eventualidad.

“Nosotros tenemos preparado nuestro Sistema de Salud como lo hacemos para el feriado Morazánico y la Semana Santa, y de igual forma para las fiestas navideñas”, expresó el funcionario.

Detalló, que se continúa con el plan de respuesta, con mayor capacidad en los diferentes triajes, y en las brigadas, sin embargo se trabaja en apoyar las zonas vulnerables ya que las lluvias traen desastres.

Cosenza, enfatizó que las emergencias en los hospitales del país tienen que continuar funcionando los siete días de la semana, cada centro asistencial tiene un plan para dar respuesta a la población.

“En esta Semana Morazánica se hace una distribución de los roles de turno para que puedan estar los médicos, las enfermeras y demás personal para brindar asistencia a la ciudadanía que lo requiera “, expresó el funcionario.

Añadió, que cada uno de los hospitales tiene su sala de aislamiento para atender a los pacientes con la COVID-19.

Además, destacó que hoy en día se tiene un sistema de Salud fortalecido para darle una respuesta a la población el primer nivel de atención ha jugado un papel muy importante ante esta pandemia.

Recomendaciones
No obstante se va a continuar llevando el mensaje a la ciudadanía, que la salud es responsabilidad de nosotros por lo que cada persona debe implementar las medidas de prevención como: el uso de mascarilla, lavado de manos, y guardar el distanciamiento físico.

A criterio de Cosenza, es el momento en que el país necesita reactivar la economía porque la pobreza trae consigo otras enfermedades, pero para eso se deben evitar las aglomeraciones porque esto contribuirá a incrementar los casos de la COVID-19.

Temas de interés
Por su parte, la ex ministra Roxana Araujo, indicó que Honduras está conviviendo con dos enfermedades que son el dengue y la COVID, sin embargo el Sistema Sanitario se ha venido fortaleciendo.

A criterio de Araujo se requiere que la población hondureña ponga en práctica el autocuidado, ya que estas enfermedades podrían ser prevenibles, por lo que no es momento para quitarse la mascarilla se debe continuar con las medidas de bioseguridad hasta que se tenga una vacuna y se solucione una parte del problema.

Recalcó que cuando las enfermedades son respiratorias dependen en su mayoría del comportamiento que tengan las personas y que para su mejoría deben cumplir con las recomendaciones establecidas por el personal de Salud.

Araujo, exteriorizó que a pesar que el sistema de Salud ha estado debilitado por décadas, en esta pandemia se ha fortalecido el primer nivel de atención con la habilitación de triajes, también con la creación del tratamiento Catracho se redujo la cantidad de hospitalizaciones en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI).

También dijo que con el fortalecimiento del primer nivel de atención en la red hospitalaria, se han ido disminuyendo las hospitalizaciones por la COVID-19, pero eso no quiere decir que se debe bajar la guardia.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *